El Ágora de Alhaurín

  • Diario Digital | miércoles, 20 de noviembre de 2019
  • Actualizado 04:52

SERVIRÁ PARA RECAUDAR FONDOS PARA FINANCIAR PROYECTOS DE COOPERACIÓN EN CHAD

El auditorio de de la Finca El Portón acogió el concierto benéfico 24 Sand Music Festival

El auditorio de de la Finca El Portón acogió el concierto benéfico 24 Sand Music Festival

El pasado sábado la Finca Municipal El Portón acogió el concierto benéfico '24 Sand Music Festiva', que organizó la Asociación Misioneros de la Esperanza y la Asociación Eo Eo, junto con la colaboración del Área de Cultura del Ayuntamiento. Todos los fondos recaudados serán destinados a la financiación de diversos proyectos de cooperación en diversas poblaciones de Chad.

Los portavoces de las dos asociaciones organizadoras, Oliva Díaz y Daniel Vega, resaltaron que el objetivo principal de este concierto era concienciar a la ciudadanía de las iniciativas que se quieren realizar en el país africano. “Requiere mucho esfuerzo organizar un evento benéfico como este porque es importante sensibilizar a la gente de Alhaurín de la Torre”, afirmó el presidente de la Asociación Eo Eo, Daniel Vega. También, la integrante de Misioneros de la Esperanza, Oliva Díaz, apuntó: “Esta noche a través de la música se muestra la solidaridad, además de la fé”.

Por último, la concejala de Cultura, Jessica Trujillo, hizo hincapié en que este concierto benéfico era una forma de aunar la solidaridad con la cultura y deseó que los proyectos que plantearon los dos colectivos pudieran llevarse a cabo con este acto. El rock, el pop y la música de autor se subieron al escenario de la mano de tres grupos musicales cristianos: Basileia Revolution, El Árbol de Zaqueo y Óscar Santos.

Uno de los proyectos a financiar con esta espectáculo consiste en el desarrollo de cooperativas de costura y de carpintería para favorecer la inserción sociolaboral de jóvenes que han estado en centros de acogida y que han cumplido la mayoría de edad. Dicha iniciativa se lleva a cabo en Lai, Bere y Kelo, tres poblaciones de Chad. El segundo programa tiene lugar en Goular, una población de 4.500 habitantes también en Chad donde se mejorarán las condiciones de la escuela de San Juan Bosco.

Además de construir aseos para los 240 niños y niñas que acuden allí cada día, se cercará la escuela con un muro para evitar que entren animales como escorpiones y se plantarán árboles para dar sombra. Asimismo, se crearán pozos que servirán para el riesgo de dicha vegetación cuyos frutos serán vendidos para conseguir fondos para la escuela. Junto con el concierto, las asociaciones han creado una fila cero para aquellos que quieran colaborar: (ES53 2103 0104 07 0010061233).