• Diario Digital | Sábado, 15 de Diciembre de 2018
  • Actualizado 01:48

Al cole paso a paso

  • El colegio El Pinar pone en marcha una iniciativa educativa de movilidad sostenible para fomentar los desplazamientos a pie frente al uso de vehículos a motor
  • El ‘Bus Verde’, que forma parte del plan de hábitos de vida saludable de la institución académica y que se enmarca en el proyecto ‘Bioescuela’, moviliza en su primera semana de funcionamiento a alumnos de Primaria y Secundaria y deja aparcados más de medio centenar de coches particulares al día, evitando la emisión de 15 kilogramos de CO2 a la atmósfera en cada trayecto

 

‘Bus Verde’, Colegio El Pinar
‘Bus Verde’, Colegio El Pinar

Cambiarme yo para cambiar el mundo. No hay reto imposible; pero todo desafío se inicia con un pequeño gesto. Un primer paso seguido de miles y millones, que son los que ya han comenzado a dar los alumnos de Primaria y Secundaria del Colegio El Pinar en una travesía que servirá para ahorrar centenares de toneladas de CO2 a la atmósfera. Beneficio para el ecosistema, mejora de la salud, fomento de la actividad física y arranque de la actividad lectiva diaria con las capacidades mentales al 100% después de un paseo de 30 minutos y 2,5 kilómetros a través de un recorrido semiurbano. Un ejercicio moderado que según los expertos en Neuropsicología y Neurociencia es la mejor medicina para estimular las capacidades cognitivas de los niños y niñas en edad escolar.

‘Bus Verde’, Colegio El Pinar

Son solo algunas de las claves del ‘Bus Verde’ del Colegio El Pinar; una iniciativa de transporte sostenible que busca el fomento de hábitos de vida saludable entre los jóvenes con una rutina de trabajo diario que además servirá para cuidar el medio ambiente con hechos y de una manera cuantificable.

Las decenas de coches particulares que ya se quedan en el parking del punto de encuentro desde el que sale la ruta escolar están dejando de emitir 15 kilogramos de CO2 a la atmósfera en cada trayecto. Sin duda, todo un alivio para un planeta necesitado de buenos gestos.

‘Bus Verde’, Colegio El Pinar‘Bus Verde’, Colegio El Pinar

Y no es el único beneficio para el municipio; ya que la iniciativa contribuirá a la mejora del tráfico en los viales que dan acceso a los equipamientos docentes del casco urbano.

En sus primeros días de funcionamiento, el ‘Bus Verde’ ya cuenta con medio centenar de inscritos pertenecientes a las distintas etapas de Enseñanzas Obligatorias de la institución académica. El proyecto, planificado y organizado por el departamento de Educación Física del centro, está suscitando bastante interés en los alumnos y busca crear sinergias de trabajo en equipo entre todos los miembros de la comunidad educativa.

‘Bus Verde’, Colegio El Pinar

En este sentido, está resultando fundamental la cooperación de las familias y de los propios docentes. En su puesta en marcha están colaborando tutores, maestros y profesores y se ha diseñado una estrategia para motivar a los estudiantes con premios por la consecución de objetivos. Habrá distinciones para los alumnos por días de participación y se otorgarán galardones como medallas, diplomas y copa según el grado de implicación, interés y la continuidad en la actividad.

‘Bus Verde’, Colegio El Pinar

“Creemos en un sistema de enseñanza multidisciplinar y participativo que tiene que ver con el concepto de formación integral de la persona. En este sentido pensamos que la escuela no sólo es el espacio al que los niños, niñas y jóvenes vienen a aprender una serie de conocimientos o cumplir con unos objetivos curriculares. Debe ser también un lugar en el que desarrollar pautas de trabajo cooperativo, en el que asentar principios que se puedan aplicar a la realidad del día a día y que sirvan para modelar la propia personalidad de nuestros estudiantes. Por eso promovemos iniciativas cívicas y de fomento de hábitos de vida saludable como la del ‘Bus Verde”, asegura María José Salom, directora del centro.

Bus Greenok. ‘Bus Verde’, Colegio El PinarPor su parte, Alejandro Doblas; profesor del departamento de Educación Física, junto a Jorge Laplana, Luis Miguel Moreno o Josué Fernández; destacó la buena acogida que está teniendo la idea y puso el acento en su valor como herramienta didáctica: “Es una manera de integrar el deporte en las rutinas del día a día y de motivar a los niños y niñas con acciones concretas que además redunden en su bienestar físico y mental”.

La iniciativa del ‘Bus Verde’ viene a sumarse al plan integral para el fomento de hábitos de vida saludable y mejora del entorno del centro que desde hace varios cursos lleva a cabo El Pinar, un proyecto global en el que se incluyen actuaciones para la optimización del reciclaje, promoción del deporte y la alimentación equilibrada, gestión de residuos y actuaciones de eficiencia energética, cuidado de zonas verdes, cultivo y consumo de alimentos saludables en el Agroaula de emprendimiento y otras acciones que buscan implicar a toda la comunidad educativa en la creación de la primera ‘bioescuela’ con impacto ambiental reducido en el Valle del Guadalhorce.

‘Bus Verde’, Colegio El Pinar