• Diario Digital | Sábado, 16 de Diciembre de 2017
  • Actualizado 02:38

El Victoria Kent indulta al Gádor y acaba perdiendo (3-2)

Victoria Kent
Victoria Kent
El Victoria Kent indulta al Gádor y acaba perdiendo (3-2)

La agonía se prolonga una semana más. El Victoria Kent tenía los tres puntos en el bolsillo. O quizá no tanto, porque el fútbol sala te puede quitar en segundos lo que has trabajado durante muchos minutos. Demasiado castigo para un equipo que siempre estuvo un escalón por encima. Aunque sin quitar méritos a los almerienses, que con un arreón final se adjudican el primer triunfo de la temporada.

El inicio arrollador de los alhaurinos sirvió de poco. Y es que Gádor, sorprendido por la espectacular y casi eurovisiva puesta en escena del Kent, resistió a cuatro ocasiones consecutivas que no vieron portería. Tras siete minutos, los locales salieron de la cueva. Pero un terremoto amarillo volvió a sacudir el municipio almeriense. Los apenas 3.000 habitantes sintieron un pequeño seísmo con el disparo al palo de Claudio. Los locales reaccionaron. Y Bolilla tuvo que intervenir por primera vez en el minuto 14.

Un contraataque perfecto, con asistencia de Mario a Pepillo, abrió la lata para los visitantes. Restaban cinco minutos. Los gadorenses buscaron el empate con insistencia. Manolo pidió tiempo muerto para calmar el sofocón local. Y, prácticamente en la última jugada de la primera mitad, Bolilla salvó el empate con una parada de mucho mérito. Con el 0-1 se llegó al descanso. El Victoria Kent le concedió el indulto a un Gádor que encontró demasiado premio al irse a vestuarios perdiendo por la mínima.

En el inicio de la segunda parte, misma película. Sin giros, ni cambios de guion, ni de protagonistas… aunque con la aparición de algún actor secundario. Como Vicente, que tuvo la primera. A partir de aquí, idas y venidas. Los almerienses contestaron. Da Silva volvió al ataque, cuyo disparo rozó el poste. Pepe Casasola saboreó un nuevo doblete, pero el larguero repeló el balón. Hasta que Gádor puso las tablas en el marcador. En la jugada anterior ya tuvo que aparecer por tercera vez Bolilla.

Con 13 minutos por delante, máxima igualdad sobre el luminoso. El Municipal de Gádor veía más cerca la primera victoria. Sergio tuvo el segundo, pero fue Claudio con un golazo quien puso de nuevo por delante a los de Manolo. Pepillo volvió a avisar. Y el partido enloqueció. Podía llegar el gol en cualquiera de las dos áreas. Pablo Lloret también pudo hacer el tercero.

Las tarjetas salieron a la luz. Los locales, nerviosos, ya no veían solo el color amarillo en las camisetas del Victoria Kent. A falta de tres minutos llegó el segundo. Y en el 38′, Gádor culminó la remontada, provocando, ahora sí, un seísmo de magnitud 3,2 en la localidad andaluza. Con este triunfo los locales recortan distancias y se quedan a cuatro puntos del equipo de Alhaurín, que con la derrota de ayer se aleja de la permanencia, que también se encuentra a cuatro puntos. Y la semana que viene recibe al siempre temible Peligros.