• Diario Digital | Viernes, 22 de Febrero de 2019
  • Actualizado 08:46

El Ayuntamiento ha invertido diez millones de euros en los últimos tres años en infraestructura hidráulica

Mejoras infraestructura hidráulica
Mejoras infraestructura hidráulica
El Ayuntamiento ha invertido diez millones de euros en los últimos tres años en infraestructura hidráulica

El alcalde, Joaquín Villanova, ha cifrado en unos 10 millones de euros la inversión pública municipal destinada en los últimos tres ejercicios en obras de mejora de redes de evacuación de agua para prevenir inundaciones. Esta suma económica concentra prácticamente el 50% del total invertido por el Ayuntamiento en conducciones de pluviales, saneamiento e infraestructura hidráulica general desde que accedió a la Alcaldía en 1996, que se calcula en unos 22 millones de euros, en una media equivalente a un millón de euros por ejercicio económico. Se ha actuado en todas las urbanizaciones a pie de sierra, así como en el recinto ferial, el casco urbano y numerosas barriadas rurales a lo largo de todo este tiempo.

Villanova tiene claro que esta labor preventiva de inundaciones y riadas resulta fundamental, ahora que los periodos de lluvia son mucho más cortos e intensos, debido al cambio climático. “Las ciudades tenemos que estar mejor preparadas y para ello es necesario que los servicios técnicos municipales estén permanentemente evaluando los puntos débiles de la red y realizando medidas de corrección que, a veces, aconsejan una fuerte inversión y, sobre todo, una buena planificación”, afirmó el regidor.

Estas declaraciones fueron hechas ayer jueves durante la visita del regidor a las obras iniciadas recientemente para la mejora de la red de pluviales y saneamiento en el sector Cortijos del Sol-Torresol, acompañado del concejal del Servicio de Aguas Aqualauro, Mario Pérez, y del edil de Grandes Obras, Gerardo Velasco. Se trata de un proyecto que evitará inundaciones producidas por la acumulación de agua de lluvia en estas urbanizaciones, pues será capaz de aliviar hasta 2.200 litros de agua en los días más borrascosos, lo que prácticamente hará desaparecer las inundaciones y los problemas en la red viaria tanto de esa zona como de la travesía urbana y de Retamar-Capellanía.

Los trabajos se desarrollarán a lo largo de los próximos 6 meses. Consisten en la instalación de una tubería de pluviales de grandes dimensiones y en la mejora de la red de fecales de las zonas afectadas. En concreto, el coste total es de 536.000 euros y las canalizaciones suman 850 metros lineales. Con este proyecto se busca además reducir la cantidad de agua pluvial que llega hasta la travesía cuando llueve intensamente. Las primeras obras han comenzado por la zona del Parque Oriental y de la calle Los Romeros, aunque el proyecto afectará también a las calles Mimbrales, Mayoral, Alberca y la avenida de los Cortijos. Se instalarán 77 metros lineales de colector de 1.800 mm. de diámetro; 660 metros lineales de colector de 1.000 mm. de diámetro, y 170 metros lineales de colector de 800 mm. de diámetro.

El alcalde ha vuelto a pedir disculpas y paciencia por las molestias que se están ocasionando durante le ejecución de las obras, aunque está convencido de que el proyecto, una vez terminado, significará un "importante paso adelante" en la prevención de riadas e inundaciones en la época de lluvias. En esta primera fase, ha sido necesario acotar un área y una entrada del Parque Oriental Bienquerido y de la calle Los Romeros por motivos de seguridad, lo cual ha sido comunicado a los residentes en sus buzones.