• Diario Digital | Domingo, 22 de Abril de 2018
  • Actualizado 04:58

PARA ACTIVIDADES DE MULTIAVENTURA EN EL ENTORNO DE JABALCUZA

La tardanza de la Junta en contestar obliga a renunciar a un Parque de Arborismo en la Sierra

El Ayuntamiento tramitó hace seis meses la petición ante la Consejería de Medio Ambiente, que no ha respondido, por lo que se ha perdido la subvención de 50.000 euros de la Diputación para ejecutar este proyecto

Parque arborismo Villanueva del Trabuco. Foto: Diputación de Málaga
Parque arborismo Villanueva del Trabuco. Foto: Diputación de Málaga
La tardanza de la Junta en contestar obliga a renunciar a un Parque de Arborismo en la Sierra

El Ayuntamiento de Alhaurín de la Torre se ha visto obligado a renunciar por el momento a la creación de un Parque de Arborismo en la Sierra de Alhaurín de la Torre, por haberse perdido la subvención concedida por la Diputación de Málaga para la ejecución de este proyecto. El motivo está en el retraso de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía a la hora de contestar a la petición tramitada por el Consistorio, que se realizó el pasado mes de julio.

La subvención de la Diputación, que ascendía a unos 50.000 euros, estaba condicionada a la ejecución de la actuación en este mismo ejercicio. La Concejalía de Medio Ambiente que dirige Marina Bravo informó en verano a la Junta de su interés para llevar a cabo este Parque de Arborismo, similar al que financió también el ente provincial en Villanueva del Trabuco, con el objetivo de que Alhaurín de la Torre pudiera atraer a amantes del turismo de la naturaleza y la multiaventura.

Para ello, se redactó un proyecto consistente en una serie de puentes, tirolinas y demás circuitos, de bajo impacto para favorecer su integración en este entorno natural, próximo al emblemático paraje de Jabalcuza. Hay que recordar que la gestión de este monte está consorciada con la Junta, por lo que se hacía necesario contar con su colaboración para poder iniciar los trabajos. Sin embargo, seis meses después el Ayuntamiento no ha recibido ningún tipo de contestación y la junta de gobierno de la Diputación ha aprobado la renuncia al proyecto.

La concejala y diputada provincial de Medio Ambiente, Marina Bravo, ha expresado su malestar e indignación por este asunto. “Estamos hablando de que lo único que tenían que hacer era un simple trámite administrativo, un papel. Lo solicitamos en muchas ocasiones, por escrito, personalmente, en reuniones que hemos tenido en los Consejos Provinciales de Medio Ambiente... Todo eran buenas palabras, pero al final se ha demostrado que no han tenido interés ninguno. Es una pena que Alhaurín de la Torre tenga que renunciar a este proyecto tan bonito por la desidia, la falta de interés, la incapacidad o lo que sea que haya detrás de esta penosa actuación de la Junta”, ha dicho la edil.