• Diario Digital | Lunes, 20 de Noviembre de 2017
  • Actualizado 14:35

POLÍTICA MUNICIPAL

El PP lamenta que Alhaurín Despierta e IU antepongan sus intereses políticos a la seguridad de los visitantes a la Feria

Obras, recinto ferial
Obras, recinto ferial
El PP lamenta que Alhaurín Despierta e IU antepongan sus intereses políticos a la seguridad de los visitantes a la Feria

El Partido Popular de Alhaurín de la Torre lamenta que el señor portavoz de Alhaurín Despierta, Juan Manuel Mancebo, haya añadido otra falsedad más a su ya larga lista de engaños sobre la realidad de nuestro municipio, en este caso referida a la redistribución del Recinto Ferial por las obras de mejora de las infraestructuras subterráneas que el Ayuntamiento lleva a cabo en el Arroyo Blanquillo. Como bien ha explicado el alcalde, Joaquín Villanova, esta importante actuación ha obligado a acotar el espacio disponible, afectando a la zona de las casetas.

Una cuestión esta, la de la seguridad de los miles de vecinos y visitantes que acuden a la Feria de San Juan, que sabemos que poco importa a este concejal, maestro de la demagogia y la manipulación, y que antepone por encima de todo sus intereses políticos y partidistas. Para él, que se cree mucho más importante de lo que realmente es, estos cambios en el Recinto Ferial y que pueden dejar a su partido sin caseta (como al resto de los grupos políticos con representación en al Corporación), son “una venganza”, una afirmación totalmente ridícula. Una acusación a la que se ha sumado Izquierda Unida con los mismos argumentos, que no se sostienen por ninguna parte.

El señor Mancebo ya demostró su desprecio a la seguridad de nuestras fiestas hace unos años, cuando levantó una caseta para la Feria hecha a base de palés de madera, con un riesgo más que evidente de derrumbe y de incendio e incumpliendo por completo las mínimas normas de seguridad. Ahora, Alhaurín Despierta e IU pretendían que el Ayuntamiento se saltara a la torera toda la normativa, la ley y los procedimientos reglamentarios para asegurarse su rincón particular para hacer política en nuestras fiestas. En vez de presentarse a los correspondientes procesos de adjudicación, como cualquiera, querían que el Ayuntamiento facilitara a su partido este espacio por encima de colectivos o hermandades, que son las organizaciones que más precisan de los ingresos que supone la Feria para su actividad a lo largo de todo el año, y que son, también, las que más personas atraen a las celebraciones.

El PP entiende perfectamente que los partidos políticos debemos ser los primeros en sacrificarnos en unas circunstancias excepcionales como esta. Las obras han obligado a cerrar la Caseta de la Juventud y varias atracciones que tendrán que trasladarse, con menos espacio para las casetas. Todo sea por la mejora del Recinto Ferial, que corría el riesgo de sufrir daños importantes como los que se produjeron en 2010.

Alhaurín Despierta e IU mezclan otra vez churras con merinas, acusando, como siempre hace sin pruebas y sin atreverse a acudir a la justicia ordinaria, a este partido de un incumplimiento de la ordenanza que es totalmente falso. Como siempre hemos sostenido, el PP nunca ha cedido su caseta, sino que contrata un servicio de barra para que sea llevado por profesionales del sector.

Juan Manuel Mancebo hace otra vez honor a su despreciable forma de hacer política. A lo largo de todos estos años, este concejal se ha dedicado a sembrar alarmismo, manipulando la realidad o sugiriendo ilegalidades del equipo de gobierno que nunca ha demostrado con pruebas y que ni mucho menos se ha atrevido a denunciar en los tribunales. Son muchos los ejemplos: Se aprovechó de las preocupantes lluvias en Alhaurín de la Torre para falsear la ubicación del proyecto de la Ciudad Aeroportuaria con un vídeo grabado en otro emplazamiento; denunció falsas irregularidades contables en la Cuenta General; alarmó a la población por unos infundados efectos negativos para la salud del césped artificial; o en época preelectoral llegó a difundir un vídeo en el que calificaba de “corrupción” la intachable gestión del PP en los últimos años. Son solo algunos casos. Pero nunca ha presentado denuncia alguna en los juzgados.

El PP está en las antípodas de esa línea política, basada en la confrontación, la insinuación permanente, en el ataque personal y en la crítica más destructiva para su propagación por las redes sociales, con la consiguiente mala imagen y publicidad dañina para el interés general de Alhaurín de la Torre.