• Diario Digital | Martes, 18 de Septiembre de 2018
  • Actualizado 18:12

LA BANDA MUNICIPAL DE MÚSICA FUE LA ENCARGADA DE ABRIRLO CON CUATRO MARCHAS

La Pollinica ofrece una velada inolvidable con la presentación del cartel y el pregón

El secretario de la Cofradía, José García Martín, fue el presentador y se encargó de presentar los enseres y novedades para este año. [Álbum]

Foto: A. Doctor / El Ágora
Foto: A. Doctor / El Ágora
La Pollinica ofrece una velada inolvidable con la presentación del cartel y el pregón

El pasado sábado por la noche, el anexo del Polideportivo Municipal El Limón presentaba un lleno absoluto para el acto del XV Pregón y Presentación del Cartel Anunciador del Domingo de Ramos de la Cofradía Pollinica de Alhaurín de la Torre, en lo que resultó una velada inolvidable.

La Banda Municipal de Música fue la encargada de abrirlo con cuatro marchas (Pescador de hombres, Jerusalén, María Santísima del Amparo y Marcha Real) tras un breve vídeo de la cofradía.

Como es habitual, el secretario de la Cofradía, José García Martín, fue el presentador y se encargó de presentar los enseres y novedades para este año. En primer lugar, se ha bordado el estandarte del Nuestro Padre de Jesús de la Paz y el Amor (realizado por María del Carmen Sanchez y las mujeres pollinicas en el taller de bordado).

En segundo lugar, se han arreglado sus varales y los hijos del fallecido portador y hermano José María Serón García han entregado una cinturilla para María Santísima de la Esperanza y un cordón para Nuestro Padre de Jesús de la Paz.

Además, se anunció que en 2019 se ampliarán los varales de la Virgen para que puedan portarla más de 100 mujeres debido a la demanda que obliga a que muchas mujeres se queden en lista de espera, ya que desde el pasado año María Santísima de la Esperanza sale en su trono propio llevado en exclusiva por mujeres.

Seguidamente, José García dio paso al pregonero del año pasado (José María Barranco) que fue el encargado de pasar el testigo a José Manuel Molina, el pregonero del Domingo de Ramos 2018. Barranco, tras los agradecimientos, también tuvo palabras muy bellas hacia el que toma su testigo este año. Reconoció que para él fue un reto muy emocionante y una experiencia maravillosa.

El nuevo pregonero, José Manuel Molina Cobos, diseñador, restaurador y artista distinguido pero por encima de todo un cofrade de pies a cabeza, animó a los jóvenes para que tomen testigo de las actuales generaciones. Dedicó palabras emotivas y de agradecimiento por el orgullo que ha supuesto para él esta invitación que aceptó sin dudarlo ni un segundo, y lanzó un mensaje reivindicativo y de defensa por el papel que juegan las Hermandades y Cofradías, pidiendo respeto hacia aquellos que no comparten este sentimiento.

No ahorró elegios hacia los titulares que llenan de fe las calles de Alhaurín en el que Molina Cobos considera el domingo más bonito del año.

Y como marca la tradición, se procedió a presentar el cartel y su respectivo creador, Francisco Prados Jerónimo. Este año, el cartel está integrado en uno de los estandartes de las estaciones y muestra una escena de la Crucifixión de Cristo.

Los dos toques de campana fueron dedicados este año al hermano Don Antonio González y María del Carmen Sánchez por dirigir el taller de bordado y también se entregaron distintos obsequios a personas que se han esforzado y dedicado a la Cofradía. Primeramente, se entregó el escudo de oro al Hermano Fundador José Carlos Becerra y al primer pregonero, Carlos Fernández Ruiz. Después, se entregó un cuadro sagrado con la imagen de los titulares a Hidrocarburos Alhaurín por su colaboración continua con todas las cofradías alhaurinas, al Mayordomo del Trono, José Moreno y a sus capataces y al propio hermano mayor, José Ramos por su labor durante sus últimos cuatro años en el cargo.

Ramos quiso dedicar unas palabras a todos los presentes, palabras salidas del corazón sin recurrir a nada escrito previamente. Siendo este su último año en el cargo, quiso dar las gracias a su familia, al alcalde, Joaquín Villanova, presente en el acto junto a buena parte de la Corporación; a todas las concejalías, a las asociaciones, a las cofradías hermanas, a su Junta de Gobierno y a todos aquellos que han estado a su lado este periodo.

A nivel histórico, esta cofradía fue fundada en primera instancia como Asociación Cultural, y fue el 16 de Mayo de 2002 cuando fue reconocida como Cofradía de Nuestro Padre Jesús de la Paz y el Amor, en su entrada en Jerusalén, y María Santísima de la Esperanza, denominada “Pollinica”. El 1 de Marzo de 2008 la Cofradía nombra a la Agrupación de Voluntarios del Cuerpo de Protección Civil de Alhaurín de la Torre Hermano Mayor Honorario.