• Diario Digital | Lunes, 20 de Noviembre de 2017
  • Actualizado 14:34

SU GRUPO LAS FLAMENQUITAS (7 AÑOS) QUEDARON PRIMERAS DE SU ZONA

Las chicas de Raquel Arias, subcampeonas del Concurso Nacional de Danza

El grupo de baile de El Coral, con niñas de 11 y 12 años, cosechó una gran actuación en la final de Tarragona del campeonato organizado por Anaprode, uno de los más prestigiosos de España

Grupo de baile El Coral, Raquel Arias
Grupo de baile El Coral, Raquel Arias
Las chicas de Raquel Arias, subcampeonas del Concurso Nacional de Danza

Las alumnas de baile de Raquel Arias de Alhaurín de la Torre consecharon unos excelentes resultados en el reciente Concurso Nacional de Danza de Anaprode, uno de los más prestigiosos de España. En la final celebrada en Tarragona, y en la que participaron más de 800 conjuntos de diferentes ciudades y estilos, su grupo de El Coral, con jóvenes de entre 11 y 12 años, se hizo nada menos que con el subcampeonato en su categoría de danza estilizada.

Se trata de un concurso de gran nivel, con una década de experiencia y enfocado a enriquecer los estudios de danza de bailarinas y bailarines amateurs y pre-profesionales, en los estilos de Danza Clásica, Danza Contemporánea, Danza Jazz, Hip-Hop, Escuela Bolera, Danza Estilizada, Flamenco y Fusión. El Coral accedió a la final después de quedar subcampeón de su Zona, la número 3, que contó con 420 grupos de Albacete, Alicante, Almería, Badajoz, Cádiz, Castellón, Córdoba, Granada, Huelva, Jaén, Málaga, Murcia, Sevilla y Valencia.

Grupo Las Flamenquitas. El Pinar en el Nacional de Danza

Otro grupo de Raquel Arias, Las Flamenquitas, con niñas de 7 años, también hizo una extraordinaria actuación en su Zona, quedando primeras por unanimidad del jurado y con la máxima puntuación, aunque no participaron en la final de Tarragona porque era para mayores de 8 años. Esta era la primera vez que las alumnas de esta profesora de Alhaurín de la Torre tomaban parte en este certamen, aunque anteriormente habían conseguido importantes logros en otros concursos.

“A mí personalmente no es lo que más me interesa, que las niñas compitan. No me gusta que vayan a ensayar solo por competir, sino que lo que quiero es que aprendan y disfruten. Pero sí me gusta que unas dos veces al año tengan algo así, que vean que su trabajo se puede recompensar. Las madres querían ir sobre todo por fomentar la convivencia, y buscamos este concurso que creo que era el que mejor se adaptaba a las características que yo quería”, explica Raquel Arias, que actualmente da clases en Pinos de Alhaurín, en el colegio El Pinar y a la asociación de Mujeres por la Alegría.