El Ágora de Alhaurín

  • Diario Digital | jueves, 27 de febrero de 2020
  • Actualizado 08:55

SE REPARTIERON UNAS 600 ROSCAS DE PAN BENDECIDAS

Alhaurín de la Torre se vuelca otro año más en la celebración de la Fiesta de la Candelaria

Numerosos vecinos acompañaron a la Virgen en su tradicional recorrido hasta el Arroyo Blanquillo
Foto: A.D. / El Ágora
Foto: A.D. / El Ágora
Alhaurín de la Torre se vuelca otro año más en la celebración de la Fiesta de la Candelaria
La Candelaria, una de las tradiciones más populares del calendario festivo de Alhaurín de la Torre, tuvo lugar de nuevo este domingo con una excelente acogida por parte de los vecinos de la localidad que acudieron a presenciar la salida procesional en una tradición que tiene su origen en las celebraciones católicas que conmemoran la presentación de Jesús en el templo y la purificación de María tras el parto.

Como cada 2 de febrero, la Virgen de la Candelaria salió desde la iglesia de San Sebastián momentos después de la habitual presentación de los niños y niñas y la bendición de las roscas. Como es costumbre, la también conocida como Virgen de las Roscas fue portada por mujeres, en otro ejemplo más de la igualdad que existe en Alhaurín de la Torre en todos los ámbitos.

Además, cientos de personas, la Banda Municipal de Músicos y miembros de la Corporación acompañaron a la imagen hasta llegar a la plaza del Arroyo Blanquillo, donde estaba preparada la fogata y se repartieron más de 600 roscas de pan bendecidas. Por si fuera poco, una vez más la asociación el Blasón del Biberón ofreció una chocolatada y masa frita. La presidenta del colectivo, Encarni Fernández, aseguró que era un placer acompañar otro más en la plaza a la Virgen de la Candelaria y compartir estos momentos con los alhaurinos.

Por otro lado, en la plaza se realizaron juegos y bailes populares donde todas las familias disfrutaron de este gran día que es una fecha muy señalada en el calendario alhaurino. El alcalde, Joaquín Villanova, apuntó que este tipo de tradiciones no deberían de perderse porque forman parte de la cultura y dan vida al pueblo. Además, quiso destacar la buena organización y la gran participación por parte de tantos niños y niñas que muestran una gran ilusión acompañando y arropando a la imagen.Para finalizar, se celebró la misa a las 20:00 horas, tras la vuelta a la parroquia.